Rebasada infraestructura y autoridad vial en San Andrés Tuxtla

Caos vial en centricas calles

Consuelo Xala/ San Andrés Tuxtla Ver.- Con el desarrollo que ha logrado la ciudadanía de San Andrés Tuxtla, mucha de la infraestructura ha sido sobre pasada, para ejemplo la red  de distribución de agua potable o las vías de comunicación de la ciudad. Se estima que existe un parque vehicular que oscila entre los 20 y 25 mil automóviles, lo que por supuesto está evidenciando cada vez más que la ciudad no fue planeada para un flujo de tal magnitud pues las calles son angostas e insuficientes para un tráfico fluído.

Si a esto sumamos la inconsciencia no sólo de conductores particulares sino de algunos conductores de transporte público, existen horas en las que es un verdadero caos circular sobre todo en el primer cuadro de la ciudad.

En los últimos días se ha registrado una verdadera inconformidad de parte de los sanandresanos pues las obras que se realizan para la colocación de semáforos en el centro han ocasionado verdaderos cuellos de botella que provocan que un tramo que regularmente es recorrido en diez minutos ahora se haga en más de veinte.

Con resignación, porque se argumenta que la colocación de estos semáforos, que dicho sea de paso están tan sólo a una cuadra de distancia, son necesarios para dar mayor fluidez al tránsito vehicular, los conductores exigen que se ponga atención a puntos que se han convertido en verdaderos cuellos de botella y que con la correcta aplicación de la ley se evitarían.

Y es que desde hace algunos meses taxistas han decidido hacer sitio justamente en el lugar donde camiones urbanos realizan ascenso y descenso de pasajeros provenientes de Santiago Tuxtla y Catemaco, lo que genera embotellamientos que ocasionan retrasos a trabajadores además del fastidio de quienes deben llegar a otros puntos de la ciudad.

Sin que hasta el momento la Coordinación de Transporte Público retire a los taxistas, este punto que se ubica en la esquina de la calle Pino Suárez y Gorostiza en las horas pico es un nudo provocado por la terminal creada y el sitio que ha sido impuesto por los prestadores del servicio de transporte lo que provoca la molestia de particulares que deben esperar a que los transportistas decidan retirarse o a que los choferes de los urbanos terminen de charlar mientras el pasaje sube a las unidades.

Comerciantes, vecinos y conductores hacen el llamado a las autoridades para que se ponga fin a una situación que de seguir tolerando se convertirá en un asunto más ignorado pues para muestra está la parada de los transportes del mixto rural que hacen base en la calle Matías Romero provocando serias afectaciones no sólo de tránsito sino de contaminación, cuando el reglamento advierte que sus terminales deben estar en las